La fascia plantar es una banda de tejido elástico que va desde el calcáneo hasta la zona metatarsal, la zona que se encuentra debajo de los dedos. La inflamación de este tejido es lo que conocemos como fascitis plantar.


Cabe destacar que la fascitis plantar es una patología muy común en la población. Muchos de los pacientes que nos visitan la padecen, sobre todo, muchas personas no deportistas de más de 45 años y muchos jóvenes que practican deporte.


Algunos estudios afirman que alrededor del 10% de la población puede llegar a padecer fascitis plantar.

SÍNTOMAS

El síntoma principal es un dolor agudo en la zona interna del talón. Ese dolor crece al caminar nada más levantarnos por la mañana. En el caso de los runners, es probable que esta molestia aparezca por la mañana y tras realizar actividad física, pero, en una fase inicial, no impedirá la práctica de deporte.


Nosotros aconsejamos que, cuando el runner sienta la molestia, acuda a un experto, ya que es muy probable que la fascitis se vaya agudizando hasta llegar a no poder salir a correr e, incluso, limite el día a día de la persona.


Así pues, un diagnóstico temprano de la fascitis plantar es determinante para solucionar la patología ya que el especialista comenzará a realizar una serie de actividades para reducir la tensión de la fascia evitando así que el problema se agrave.


Un diagnóstico temprano de la fascitis plantar es determinante para solucionar la patología.


Como curiosidad, podemos comentar que este problema es más común en mujeres debido al acortamiento de la musculatura posterior de la pierna y al uso continuado de tacones. No obstante, en población deportista, está bastante igualado.


¿CÓMO SE PUEDE SOLUCIONAR LA FASCITIS PLANTAR?


Es importante centrarse en la causa del problema y no tanto en los síntomas. La inflamación, que es la causa del dolor, es posible tratarla de diversas formas, pero el objetivo es que la tensión generada en la fascia plantar disminuya, sino posiblemente volverá a aparecer.


Destacar que, en muchos casos, dicha tensión depende de la forma de nuestro pie y/o de la forma de pisar. Si solamente tratamos la fase aguda de la fascitis, disminuyendo la inflamación de la inserción de la fascia, el paciente mejorará, pero posiblemente volverá a empeorar cuando lleve un tiempo con la actividad física habitual.


Os dejamos tres ejercicios (liberación miofascial, estiramiento y fortalecimiento) para aliviar los síntomas de la fascitis plantar sin salir de casa en este artículo.

TRATAMIENTO Y CONSEJOS PARA EVITAR ESTE PROBLEMA

El tratamiento habitual es la combinación de medicación antiinflamatoria con diferentes tratamientos de fisioterapia encaminados a disminuir la inflamación en la fase aguda.


En una segunda fase, habría que realizar un correcto estudio de la marcha y valorar si la causa de la fascitis tiene relación con la forma de pisar del paciente. Si es así, recomendamos el uso de unas plantillas personalizadas que permitan “destensar” la fascia y así se pueda volver a la actividad con muchas menos posibilidades de recaída.


En los últimos años, se han desarrollado sistemas para la fabricación de plantillas personalizadas como el 3D Scan Sport Podoactiva (patentado a nivel mundial) que permite obtener un molde virtual del pie en 3D del pie del paciente. Tras ello, nuestro equipo de ingeniería diseña la plantilla adaptada totalmente al paciente y, posteriormente, de forma robotizada, se fabrica la plantilla.


Cabe destacar que muy importante que el corredor, tras superar el problema, adopte unos hábitos correctos sobre estiramientos y sobre el uso de calzado que debe utilizar tanto para la vida normal como para correr, ya que ambos factores son determinantes.


La forma de pisar del corredor es una de las causas principales para sufrir una fascitis plantar.


Así pues, la forma de pisar del corredor es una de las causas principales para sufrir una fascitis plantar. Aquellos pacientes que presentan una mayor tendencia a la pronación (la carga del pie tiende a desplazarse hacia el lado interno) tienen más posibilidades de sufrir fascitis plantar.


Respecto a los tipos de pies, en los que más habitualmente nos vamos a encontrar la fascitis es en los pies cavos (puente más elevado de lo normal) y en los pies valgos (pies que tienden a desplomarse hacia el interior).


En definitiva, la forma de pisar del runner es una causa determinante para sufrir fascitis plantar, por ello, nuestro consejo es que los aficionados al deporte visiten a un experto en podología deportiva y se realicen un estudio biomecánico para poder prevenir esta y otras patologías.


Equipo Podoactiva

20,47 ms